Los principales trucos de un buen comercial

Categorías Emprendimiento

Una vez que te aventuras a montar tu propia empresa, automáticamente te conviertes en comercial de tus productos y servicios, hablas en todas partes de a qué te dedicas, de por qué lo haces y de la ilusión que tienes con tu proyecto.

Intenta que esta actitud no cambie y menos cuando hablas con clientes, porque para conseguir una venta y que el cliente se interese por tu producto, tienes que hacerle sentir.

¿A qué nos referimos con hacer sentir al cliente?, pues a transmitir tu ilusión, tus ganas, los beneficios que ves en el producto. Le tienes que convencer de que es lo mejor del mercado, pero tranquilo, te saldrá solo porque es tu proyecto y nadie confía en él como tu.

Siempre debes ir con una sonrisa de oreja a oreja, la simpatía es la principal herramienta para un comercial, si a un cliente le caes bien ya tienes el 90% de la venta hecha y si además acaba satisfecho con su compra tienes un 100% de posibilidades de que ese cliente se convierta en prescriptor de la marca y especialmente de ti.

Debes tener una formación en producto excepcional, la mayor competencia de un equipo comercial a día de hoy es internet. A golpe de clic podemos conseguir cualquier cosa, la diferencia es que un comercial te puede asesorar, resolver dudas y problemas in situ. El trato personal, siempre que sea bueno, es un valor añadido.

Tienes que ser resolutivo, cada maestrillo tiene su librillo, pero lo importante es que lo hagas como lo hagas resuelvas todas las dudas y problemas que le surjan al cliente.

Uno de los aspectos más importantes de la rama comercial y atención al público en general, es que si la persona que desempeña esta labor atiende a las cosas que le dice el cliente tanto para bien como para mal, obtiene un feedback brutal que debe saber transmitir a las personas correspondientes para que tengan en cuenta esa información para estrategias futuras.

Si eres tu quien te dedicas a esto, mi consejo es que apuntes todo lo que te diga el cliente y hagas un reporte semanal para tenerlo en cuenta a la hora de poner en marcha nuevas estrategias.

Para ser comercial no todo el mundo vale, eso es cierto, tienes que ser una persona despierta, que responda rápido ante las adversidades y que te guste trabajar en la calle, pero sobretodo que no te afecte el negativo, sino, dedícate a otra cosa.

El personal de ventas debería aprender de sus hijos. ¿Qué significa la palabra NO para un niño? Casi nada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *